domingo, 17 de julio de 2011

El UTA, PUNK BAR ANTI-FASHION, EN EL CENTRO




Nos habían comentado de este lugar, donde en un edificio de tres niveles, en lo que en algún tiempo atrás, había sido una residencia o varios apartamentos, dispusieron un ruidoso antro en donde jóvenes con atuendos bizarros e ideologías anárquicas, tomando lo ¨ punk¨, lo ANTI - FASHION, como insignia, como guia de su manifiesto, inundan los 3 niveles decorados con esa misma anarquía, pero con cierto gusto; donde toques góticos y barrocos conviven con el aparente abandono, la furia y lo obscuro del movimiento.


En la búsqueda pasamos por las calles aledañas a donceles y fuimos testigos de varios antros de no ¨tan buen ver ". Ya estaba  desistiendo de trasnochar y explorar ese lugar ¨con personalidad¨ , que me había recomendado la mejor cronista del centro: ¨Tania Sanchez¨, cuando apareció éste edificio decadente, en la mera  entrada, esperando el acceso al lugar, varias chicas con corte mohawk y gruesa hilera de cabellos parados, escogieron el azul, el magenta y el rojo como una señal de neón de su actitud excéntrica; de búsqueda, de esa manifestación del ¨yo¨, que es la protagonista. Ese look era muy bien acompañado por la ropa rasgada que provoca ventanas de piel en espacios sugerentes, donde se percibe la piel desnuda, como el área de los senos y en los muslos de las chicas, a través de entallados pantalones de mezclilla desgarrada. Bastante sexy por cierto. Esa impresión visual me invitó sin chispar a entrar y soportar las miradas extrañas, un tanto hostiles por  los punks, semi-punks y gueyes medio alcoholizados en actitud anárquica; ¨extrañados y hasta con curiosidad¨ asestando con su mirada --tal vez, pensando-- ¿Qué hace este ruco medio fresa aquí?

Para mi sorpresa, en la lúgubre entrada, lo que primero percibí fue una muy buena organización, buena seguridad y extraordinaria actitud del personal que atiende el lugar como constante. Bastante educados se dirigen a tí y tanto mujeres como hombres pasan por la revisión para detectar armas o drogas, realizada por empleados del mismo sexo del que es revisado. Pagas cover, lo que considero está bien; pues de entrada, ¨ya crea un filtro¨.

Lo primero que aparece son anuncios por doquier, advirtiéndote: ¨si eres sorprendido con drogas serás remitido a las autoridades¨. Subes las escaleras del viejo edificio obscuro, decadente; varios empleados con radio están al pendiente de la armonía del lugar. ¡Eso me tranquilizó aun más! Aunque la decoración en ese trayecto estaba algo nacona por la cara de una calavera Halowennezca en el muro. Entramos a un salón de escasa luz, de unos cien metros cuadrados, donde retumbaba ¨ Boys don´t cry de The Cure¨; caviar para mis oídos y una docena de personas con cerveza en mano se arremolinaban en una pequeña barra a la derecha. Miré de frente y había un pequeño balcón invitándome a curiosear. Una sala de equipales estorbaba el acceso y de todos modos me acerqué provocando me evitaran rozar varios tipos  como sapos descansando ahí.  --Tal vez-- me motivó acercarme sólo el hecho de incomodar a los ocupantes de los equipales por su  mirada retadora e instarlos a que se movieran para que yo pasara; pero la buena sorpresa fue que al regresar del balcón, en el extremo izquierdo, en una plataforma arrinconada, como una -- libélula hermosa -- estaba una Dj con la ropa rasgada en ¨punk look¨. ---Estaba apenas preparando sus equipos---, giré y me miró de manera  hostil, con ese arquetipo estudiado de la actitud  punk, entonces le tomé una foto sin pedirle permiso, en reacción a su desdén... 


Me seguí hacia la pequeña barra que conectaba con un salón más grande, donde el escandaloso y arrítmico punk urbano en Español, retumbaba en todo el salón. Una apretada multitud de tipos con mala cara, camisetas dark con clásicas calaveras con signos góticos, brincoteaban, empujándose unos a otros en intención de hacer ¨slam¨. Me pareció una atmósfera con espinas y estoperoles que arremetían entre sí, sin llegar a lo violento. En un rincón, un Dj con exquisito look y espectacular cabellera mohawk, de aproximadamente medio metro, en colores azul y magenta, mezclaba el distorsionado punk encerrado en una cabina donde imprimía acertadamente  los escandalosos reclamos de la música.

Una imagen del bizarro Dj era obligada; entonces habría que pasar enmedio de ese tumulto de slam y de rebeldes en actitud. Me pensé en una pintura de Gustav Doré del infierno de Dante,  navegando en el oceano de las almas malignas, arremetiendo entre sí, pero la imagen de mi mente, fue muy lejana a la realidad.


Los presentes, aunque tenían acitud malhechora, muy decentes se apartaron de nuestro paso, tratando  de NO incomodarnos, aunque les hayamos interrumpido su ritual de ¨slam¨. Me acerqué a la cabina del excentrico Dj y por un huequito le pedí permiso de fotografiarle, a lo que accedió sin reparo alguno.

( Yo creo con más alcohol u otro día, con mucho gusto desgasto el femur, de bailar apretado con alguna chica punk)

El siguiente piso estaba compuesto por tres salones con recovecos en los costados, conectándose con pequeños cuartitos; en todos lados había cerveza. Mirando de frente atendiendo la barra estaba una chica muy sonriente con una actitud divina. Le pedí un par de cervezas, platicamos con ella, le pedimos fotografiarle a lo que accedió con una sonrisa. ---Linda chica, me encantó su actitud---. 


Justo a un costado, convergía otro pequeño espacio con balcón y una barra donde un joven con cara de niño crecido y muy serio atendía la barra. Estaba ataviado en el obligado negro del punk y con un modesto corte mohawk. Le pedí un par de cervezas y con muy buena actitud, de inmediato las destapó y las entregó. Mi acompañante al igual que yo de curiosos, comenzamos a inspeccionar la decoración  de intención decadente, curioseando. Un muro dejaba ver el ladrillo desnudo desprendido del acabado,   armónicamente haciendo juego con el estuco recubierto de grafitis. 
 !Estaba de poca madre! Parecía una obra de arte de Banksy o de Blake le rat, (los míticos artistas de street art Inglés). 
 Le tomamos fotos y charlamos con el chico de la barra, serio pero con una actitud muy cool y sobretodo: amable. Nos explicó el significado del nombre del lugar: ¨UTA¨ Union de Trabajadores Autogestivos, y nos comentó que ellos mismos se encargaban de la decoración, mantenimiento y acondicionamineto del lugar. De ahí el ¨autogestivo¨, nos comentó que eran como una gran familia, que estaban muy organizados y jamás permitían algún brote de violencia.

 
En un salón contiguo, había una pequeña habitación muy obscura, góticamente decorada, en deliciosos contrastes, albergaba cuadros con rostros de artistas clásicos de literatura y música, en esplendidos marcos barrocos color  dorado; el que más llamó mi atención fue una réplica de George Rouault, autor obsesionado con el pecado y la redención, tema  muy ad-hoc para la corriente decadente del Punk. Los temas de esos cuadros dispuestos sobre muros grafiteados en rojos obscuros y de descuidado aspecto, apenas iluminado con candelabros que tintineaban escasa luz roja, te transportaba a esa atmósfera lúgubre y decadente de las mansiones Victorianas abandonadas, que alguna vez albergaron los antros del punk inglés. Como en todos los espacios del lugar, una pequeña barra exclusivamente servía cerveza de barril, atendida por un personaje muy parecido a ¨Fonzie, en de Happy days¨, pero  de unos 60 años, ataviado también en  negro; le pedimos unas palabras pero nos las negó, argumentando que estaba trabajando.



Ya de regreso me quedé con el gusanito de tomarle una foto a la preciosa DJ en el piso de enmedio, que en un principio me lanzó mirada defensiva. Esta vez, sin dudarlo me acerqué a la preciosa libélula punk, pidiéndole fotografiarle y muy, muy linda, posó para mi sin reparo alguno.




Me llevé un muy buen sabor de boca del lugar.


Me pareció como el gótico estanque de una residencia inglesa Victoriana en abandono, en el qué conviven bonitas ranas, con adustos y tétricos sapos, en islas de lirios; en donde la mágica y hermosa contribución a esa comunidad la aportan las hermosas y femeninas libélulas y luciérnagas,  que como hadas bellas y peligrosas aderezan el lugar. Un lugar en donde ficticiamente me hubiera encantado encontrar a Charles Bukowski platicando con una belleza en sus piernas.


No es un lugar común y si estas buscando algo ¨nice ¨ está muy alejado de eso, pero si buscas un lugar con personalidad, algo de catarsis, que te saque de lo convencional y un lugar punk, éste es uno de éstos.



6 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues mi experiencia fuè un tanto màs hostil.
Fuìn un sabado a escuchar lo que considero buena mùsica por que en la mayorìa de los lugares solo tocan basura.
Las miradas a las que te refieres surgen como cuchillos en medio de trifulca entre matones, sin embargo, esos tipejos que se sienten perseguidos por la sociedad y marginados, son hipocritas al hacer lo mimso con los que no nos vestimos como payasos igual que ellos. No han entendido que la normalidad ola diferencia trasciende las apariencias, que se sigan refugiando en sus pequeños ahujeros si eso quieren, la vida, la vida està afuera.

Anónimo dijo...

Definitivamente uno de los recintos más importantes no solo para los punks sino para los nostálgicos 80'ros que recuerdan que el Ser esta en el Ser y no sólo en querer Ser.
Y.

Anónimo dijo...

Tenia tiempo de no asistir, pero la ultima vez me parecio que de ser un lugar donde escucha diferentes corrientes de elektro, ebm,New romantic,etc solo fue una copia
del patric,existen muchas bandas de los 80´s underground que son representativas
y por ultimo en las pistas repetian lo mismo aburridoooooooooo.

Anónimo dijo...

mi primera mi segunda bueno todas las visitas que hecho en ese lugar siempre me l eh pasado a toda madre pues es un lugar que es mas fácil q te corran por criticar algunos de los generos como darks, punks etc etc q por ser aceptado siento q es un lugar q aunque sea una persona q no conosca los generos q hay allí eres bien recibido

Marcela Valencia dijo...

ella no es punk pero bueno hay muchas cosas ahi que te llenan de vida a mi en lo prsonal amo estos lugares aqui e pasado momentos inolvidables sin duda alguna un lugar undergroun super sensacional

Marcela Valencia dijo...

efectivamente en este lugar hay reglas , y bueno cocuerdo en algnos comentarios anteriores ya que ahi son bien recibidos todos no hay discriminacion todos son bienvenidos
}

Publicar un comentario

Por favor, comenta.

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Blogger Templates